Now Playing Tracks

  • Track Name

    I want to tell You

  • Album

    Revolver

  • Artist

    The Beatles

rumordeescamas:

The Beatles - I want to tell You

I want to tell you
my head is filled with things to say!
When you’re here,
all those words, they seem to slip away.

When i get near you
the cames begin to drag me down!
It’s all right…
I’ll make you maybe next time around.

But, if i seem to act unkind
it’s only me, it’s not my mind
that is confusing things.

I want to tell you
i fell hung up, but i don’t know why.
I don’t mind…
I could wait forever: i’ve got time.

Sometimes, i wish i knew you well
then i could speak my mind and tell you,
maybe you’d understand…

I want to tell you
i fell hung up, but i don’t know why.
I don’t mind…
I could wait forever: i’ve got time.

I’ve got time.

un retoque aquí y allá y taría perfeC

Y una vez me dijeron melómano, a lo que yo acepte aquel adjetivo hasta con orgullo.

Pendejo ignorante es lo que pienso al recordar que adopté aquella actitud, cuando ni siquiera había escuchado con detalle la máxima expresión de este arte. Ahora intentaré con creces el poder siquiera esbozar el comienzo de la M, para no sentirme avergonzado de haber osado a creerme aquel cuento.

Romanticismo para el romántico? ahora es cuándo recuerdo a mi hermana “relájate, es sólo música”, yo respondiéndole “no puedo, porque es música”.

I’m just sad. You were so nice to me when I was having my problems, but now that you’re having yours, it seems there’s not a thing I can do for you. You’re all locked up in that little world of yours, and when I try knocking on the door, you just sort of look up for a second and go right back inside.

Haruki Murakami, Norwegian Wood (via siddha-artha)

Y por eso Murakami es mi autor favorito. Nunca se me terminarán las referencias que me hacen sentir, aunque sea por unos segundos, como si estuviera leyendo aquél libro nuevamente, e incluso formar parte de este. Asimov me impresiona, Hesse me enseña, Kundera me cuestiona, Murakami me arma y desarma sin yo poder saber qué va a quedar configurado la próxima vez.

Cada una de sus obras que he leído lo he hecho en contextos de mi vida completamente distintos, y en no más que el corto lapso de 9 meses, este autor gestó en mí una serie de sensaciones que jamás había sentido en ningún otro contexto artístico: una tristeza vital totalmente despersonalizada durante un día, un choque emocional, tras mi primer acercamiento a él por medio de Tokio Blues; todo esto en un contexto en el que no sabía ni interesaba que me iba a ocurrir mañana en mi vida, y no tenía ninguna expectativa de nada ni nadie.

Luego un asombro, cansancio y embotamiento sin precedentes en cada capítulo de Crónica del Pájaro que da Cuerda al Mundo, pensando al final “es lo mejor que he leído en toda mi vida y nunca podré leerlo por primera vez nuevamente”; en un contexto que se podría definir como mi peak existencial, donde sentía que no me faltaba nada más que más libros.

El fin del mundo y un despiadado país de las maravillas era la ciencia ficción que me faltaba, pero que no tenía esperado encontrar en Murakami (ese es trabajo de Huxley, Asimov y Claarke, no?), pero al terminar de leerlo me sentí, aunque fuera por unas horas, completo. Es decir, si pudiera leer por primera vez ese libro todos los días no tendría necesidad de esta anestesia (Crónica no me causó esto, por que cada capítulo era un esfuerzo); contexto? idealización esperanzada en la realidad que aún no conocía pero que se estaba preparando para reírse en mi cara.

Y el fresco, recientemente leído, Kafka en la orilla, donde hay un reality-check para mí en cada capítulo, donde quería seguir leyendo para saber qué iba a pasar y qué me iban a comunicar directamente cada personaje, qué podía utilizar en mi día a día que se convirtió en un noche a noche. Las letras que más me ayudaron a capear con todo, pero que tristemente tenían que terminar, y de la manera más intolerable metafísicamente. El contexto es el ahora, que ya ni sé como explicarlo, o simplemente no quiero explicarlo. Finalmente, “la vida es una metáfora”.

Selfnote: a nadie le importa qué mierda escribí, escribo como la mierda, pero un outlet/soporte no tiene porqué tener razón más que la personal, siempre y cuando ese outlet/soporte no termine afectando la integridad de otros. No tengo a quién contarle lo que he escrito, pero esta página está llena de gente que se dispone a leer las letras anónimas de quién posee sus mismos gustos.

Pd: mi esnobismo, anteriormente en su límite con Chick Corea+Té+Neuro, ha sido fuertemente violado por Arrau+Café+Murakami+”Crónicas del metadepre”

La canción que sonaba anoche en mi cabeza:

There’s something about the look in your eyes
Something I noticed when the light was just right
It reminded me twice that I was alive
And it reminded me that you’re so worth the fight

My biggest fear will be the rescue of me
Strange how it turns out that way, yeah
Could you show me dear?
Something I’m not seeing
Something infinitely interesting
Could you show me dear?
Something I’m not seeing
Something infinitely interesting

There’s something about the way you move
I see your mouth in slow motion when you sing
Like suddenly something someone contrives
Your movements echo that I have seen the real thing

Your biggest fear will be the rescue of you
Strange how it turns out that way, yeah
Could you show me dear?
Something I’m not seeing
Something infinitely interesting
Could you show me dear?
Something I’m not seeing
Something infinitely interesting

To Tumblr, Love Pixel Union